domingo, 27 de diciembre de 2015

EL MAR Y TU


A veces confundo tu nombre con el mar.
Me arrastra hacia dentro tu espuma,
hacia el centro,
donde tú eres más tú,
donde el mundo es una  copia de ti,
y se define por la sombra que dejan tus pasos.
Eres el arquetipo que hace que el viento sea viento
y se vuelve perfume en tu cintura
cuando dobla la esquina de tus pechos.
Todo se conforma porque tú lo miras,
porque brota en tu palabra,
y se alegra de ser creación tuya
y existir porque lo amas.
Es el universo la piel de tus manos
que dan nombre a la luna
y la hacen  semejante a tu vientre.
Porque todo eres tú,
a veces confundo tu nombre con el mar



No hay comentarios: